Chile ratifica Convenio 190 de la OIT: Desafíos para la erradicación de violencia y acoso en el ámbito laboral

 El 8 de marzo, la Sala del Senado terminó con el trámite del proyecto que aprueba el Convenio 190 sobre la violencia y el acoso de la OIT, luego de aprobarlo con una alta aceptación. Sin embargo, el mayor desafío que afrontará Chile es la implementación para la protección de los trabajadores del sector público y privado.

El Convenio 190 de la OIT, es la primera normativa en contra de la violencia y el acoso en el trabajo, que además incluye la perspectiva de género y está complementado por la Recomendación 206, la cual muestra las directrices para implementarlo a nivel nacional.

La explicación del alcance del convenio que busca establecer la protección de los trabajadores públicos y privados frente a la violencia y acoso durante el trabajo fue presentada por los senadores Jaime Quintana y Luciano Cruz-Coke.

Ellos expresaron que “la violencia y el acoso en el mundo del trabajo designa un conjunto de comportamientos y prácticas inaceptables, o de amenazas de tales comportamientos y prácticas, ya sea que se manifiesten una sola vez o de manera repetida, que tengan por objeto, que causen o sean susceptibles de causar, un daño psicológico, sexual o económico, e incluye la violencia y el acoso por razón de género”.

En cuanto al mandato del convenio, se deben aplicar a través de la legislación nacional, u otras medidas de acuerdo con la práctica nacional, se incluyen las que amplían o adaptan medidas de seguridad y salud en el trabajo que ya existan, para que logren abordar medidas para la violencia y el acoso.

El Convenio 190 de la OIT es la primera norma internacional que aborda las complejidades en el mundo del trabajo mediante un instrumento específico, referido a las normas que regulan las relaciones laborales.

El alcance del convenio alcanza a todos los ámbitos de la economía, público y privado, formal e informal, zonas urbanas y rurales. Esto, independiente de la situación contractual de las y los trabajadores.